Portear, una moda o una forma de mantener un vínculo especial con tu hijo

Para quien no lo sepa portear es llevar cargado a tu bebé, es decir encima de ti. Pero no solo es llevarle cargado, es una forma de crianza, de crianza natural

Algunos mamiferos llevan cargados a sus crias para protegerles de los peligros que puedan acecharle, nosotros somos mamiferos y aunque aqui en el mundo occidental, no hay tales amenazas, es una forma de transmitir a nuestro hijo seguridad. 

El bebé ha pasado 9 meses escuchando el corazón de su madre y en continuo movimiento, parece razonable que obtenga confianza si pasa tiempo en un entorno parecido al que ha conocido en el vientre materno.

Portear tiene muchos beneficios para el bebé:

-como he mencionado antes, están más seguros y eso hace que estén más tranquilos,  

-por estar en posición vertical y al estar en continuo contacto con el calor del porteador se favorece la digestión y la expulsión de gases reduciendo los conocidos “cólicos del lactante”, 

- reduce la plagiocefalia (patología que hace que el bebé tenga aplanada la cabeza 

- afianza la lactancia materna. 


Y también tiene beneficios para el porteador:

- Favorece el vinculo afectivo entre el bebe y sus padres

- Disponen de mayor autonomía al tener los brazos libres para poder hacer otras cosas. 

Dicho esto, hay que saber que portear sí, pero siempre hay que hacer un porteo ERGONÓMICO y SEGURO. En muchas ocasiones hemos visto a padres con sus bebés en una mochila, pero no todas son ergonómicas ni por tanto seguras para el bebé. 

Por mi trabajo como encargado en una tienda de puericultura y por mi labor como padre, a pesar de no ser asesor de porteo, soy un “papá canguro” voy a intentar resumir en estas lineas en que consiste eso del porteo ergonómico, y que hacer para poder llevar a tu bebé de la forma más segura posible:

  • Las piernas del bebé deben estar formando una M, es decir, las rodillas un poco más altas que el “culete” y su espalda en forma de C, esta posición activa el bloqueo cervical que impide que el bebé baje la cabeza hacia abajo. Esto es muy importante y no solo cuando hablamos de porteo, también en las sillas para el automovil, nunca el mentón puede tocar el pecho, porque de ese modo se restringe la capacidad de respiración del bebé, pues los recien nacidos no tienen el control muscular suficiente como para abrir sus vias respiratorias cuando se colocan en esta posción. 

  • El bebé tiene que ir pegado al cuerpo de manera que si el porteador se agacha no se despuegue del cuerpo de quien lo carga (en caso de agacharse es importante sujetar al bebé y hacerlo doblando las rodillas, no la espalda)

  • No se puede cubrir al bebé, el porteador tiene que verlo en todo momento y la nariz siempre tiene que estar despejada. 

  • Tiene que ir colocado a “la altura de los besos” pero nunca tanto como para ir golpeando su cabeza con la barbilla.

  • Hay que utilizar siempre un portabebés adecuado a su peso y ergonómico, que favorezca su posición curva natural, que su peso no recaiga en los genitales, que sus piernas no vayan estiradas pues esto puede provocar displasia o dislocación de cadera. 

  • Y por último NUNCA NUNCA NUNCA, el bebé puede ir mirando hacia fuera, pues esta postura hace que su espalda esté más forzada y que no puedan sujetar bien su cabeza, además de que puede intranquilizar al bebé por el exceso de estimulos que recibe. 

Entre la variedad de mochilas que hay en el mercado, hoy voy a hacer especial hincapié en algunos modelos, que por haberlos usado con mis hijos considero que son cómodos tanto de poner para el porteador como de usar para los niños:

  • Boba Carrier 4g – es una mochila ergonómica adecuada para niños desde el nacimiento hasta 4 años (3,5kg-20kg). Puedes llevar cómodamente el bebé delante o bien a la espalda. Su tejido resulta adecuado tanto para invierno como para las altas temperaturas de verano. Es además una mochila muy ligera. Reparte el peso entre la cadera y los hombros del portador. La zona cintura está acolchada, así como los tirantes de los hombros, de modo que resulta muy cómoda incluso para niños de mucho peso. Además incluye un bolsillo para pequeños objetos, capucha, muy útil para sostener la cabeza del bebé dormido, reposapiés para niños mayores y un insertable para recién nacidos.Boba_4G-Studio-Carrier-Kangaroo-LR[1]

  • Caboo – Muy fácil de usar, se pone y se quita como una camiseta, sin cierres a presión ni nudos, simpremente tirando de las anillas ajustamos el portabebés a nuestro cuerpo. Y para quitarlo basta con aflojar las anillas. Permite cuatro posiciones: de lactancia vertical (hamaca), de lactancia horizontal (posición cuna), vertical hacia el porteador y posición de cadera. Sus tirantes son anchos para una mejor distribución del peso, dispone de un pequeño bolsillo y un refuerzo horizontal para mayor soporte de la columna y caderas, este refuerzo sirve como bolsillo para guardar el portabebés cuando no está en uso.Portabebes Caboo Lite Denim de Close Parent

  • Sukkiri – Es un portabebés ideal para verano, porque se puede usar de manera muy fácil en la piscina, la playa y en días muy calurosos, debido a su tejido de malla transpirable, que además es de secado rápido. Puede utilizarse desde las primeras semanas de vida hasta los 15kg en dos posiciones delante y a la cadera.Bandolera agua portabebes Sukkiri

A pesar de que estas solo han sido unas pequeñas pinceladas del tema, espero que a través de estas lineas se pueda conocer un poco más de esta forma de crianza y los bebés que son porteados lo hagan de forma segura. 

RICARDO JIMÉNEZ HERNÁNDEZ 

Propietario de Tienda de puericultura en Ávila

“Papá Canguro”