Cómo instalar una sillita de coche con Isofix

faltaResuelve las cuestiones del Isofix, como la pata de apoyo o el top tether.

El asiento de seguridad infantil está dotado de unos anclajes que se enganchan en unos conectores situados en el asiento del coche, entre el respaldo y el asiento propiamente dicho. Estos puntos van normalmente marcados por unas etiquetas cosidas en el asiento con el nombre ISOFIX. Consulte en el manual del vehículo para más información sobre su ubicación.

ISOFIX simplifica la operación de anclar la silla de forma segura al vehículo, evitando errores de montaje o de tensado de los sistemas de retención, como ocurre con el propio cinturón de seguridad. El ISOFIX es un sistema de anclaje que regula de forma universal (o semiuniversal, según grupos) la instalación de una silla de seguridad infantil,  y reduce los riesgos de errores en el uso, sobre todo en momentos de grandes tensiones como en un frenazo o en un impacto.

Las sillas de seguridad que incorporan el sistema ISOFIX cuentan con sistemas de sujeción adicional, ya que si solo anclamos la silla por la parte inferior, corremos el riesgo de que el sistema se vuelque hacia delante por el peso del niño. Por ello, junto a los dos anclajes del asiento, ISOFIX cuenta con un tercer punto de anclaje, llamado Top Tether, y que puede encontrarse en la parte trasera del asiento, junto al reposacabezas, o en el caso de vehículos de 3 ó 5 puertas, también en el suelo del maletero.  En sustitución del tercer punto de anclaje, existen modelos que cuentan con una pata de apoyo que sujeta la silla al suelo del vehículo, de forma que impide su vuelco.

Cada vez más, los fabricantes de vehículos y de sistemas de retención infantil van incorporando este sistema en sus productos. Antes de comprar una silla, consulte si su vehículo permite este sistema de sujeción. Si no es así, puede hacer uso de los cinturones de seguridad del vehículo, también muy seguros, pero que requieren una mayor atención en su montaje.